¿Cómo hacer del futbol una inversión rentable?

 Como hace poco escribimos un articulo hablando sobre la rentabilidad del mundo del futbol desde el punto de vista de las inversiones en este queremos hablar sobre un modelo de negocio el cual para los inversores profesionales puede ser altamente rentable. Estamos hablando básicamente de la compraventa de futbolistas, o mejor dicho, de la compra de los derechos de los futbolistas.

¿Se pueden comprar los derechos de un futbolista?

Si, se pueden. Dentro del futbol los futbolistas se traspasan de un equipo a otro dejando millones y millones detrás. Digamos que en el futbol el futbolista es lo más parecido a mercancía que hay en la empresa.

En líneas generales quien realmente desea invertir de manera profesional lo hace a través de fondos dedicados en exclusiva a la inversión en futbolistas. Su negocio en si es sencillo aunque a la vez muy complicado pues es muy difícil hacer previsiones sobre nuestra inversión pues esta casi siempre va a depender de factores que no controlamos.

Estos fondos lo que hacen es fijarse en promesas del futbol , es decir, futbolistas que empiezan a despuntar en sus equipos con lo que consideran que si mantienen esa progresión una vez comprados y pasados unos pocos años el negocio puede ser muy superior.

El riesgo es evidente, ya que cuando alguien invierte en la compra de un futbolista nunca sabe la progresión que este va a tener y el valor que posteriormente tendrá ya que depende de los éxitos deportivos que vaya teniendo.

También a los futbolistas les interesa este modelo de negocio ya que con esto pueden financiarse de alguna manera así como entrar en el futbol profesional, en el cual cada vez más los fondos de inversión tienen una mayor importancia.

Un claro ejemplo de inversión típica de un fondo de inversión es la siguiente:

❶ El fondo “Compramos futbol SA” compra el 100% de los derechos económicos del futbolista “Raúl” por 1 millón de euros.. Posteriormente cede al jugador a un equipo de una liga menor con la idea de que este se revalorice y con el paso del tiempo despunte. Raúl realiza una buena temporada despertando el interés de equipos de mayor renombre. Al final, un club de los interesados compra al jugador por unos 7 millones, dejando al primer propietario un beneficio de 6 millones.

Esto sería lo ideal. Sin embargo no siempre acaba así. En ocasiones no se gana nada y en otras muchas se pierde todo el capital, de ahí que se diga que este tipo de inversión es volátil y de alto riesgo.

Enqueinvertirmidinero.es

 

Deja un comentario